Revitalización biológica: nutrición celular de avanzada

Revitalización biológica: nutrición celular de avanzada

En La Posada del Qenti hemos sumado en todos nuestros planes de salud una terapia que se basa en el aporte de hidrolizados o peptonas, que actúan como “nutrientes celulares”, incorporándose al tejido correspondiente, aportando los elementos apropiados para estimular biológicamente las células y mejorar la edad bológia del organismo.

La complejidad de la vida actual nos somete a un alto grado de stress, desgaste y poco tiempo para el descanso, por lo que nuestro organismo suma a la desvitalización normal y fisiológica, la acción negativa de los distintos “factores de riesgo”, desvitalizándonos y predisponiéndonos a enfermedades.

Uno de los campos más importantes y promisorios en ese ámbito es la Revitalización Biológica. Esta terapia  se basa en el aporte de hidrolizados o peptonas (derivados proteicos de tejidos), que actúan como “nutrientes celulares”, incorporándose al tejido correspondiente, aportando los elementos apropiados para estimular biológicamente las células.

En el proceso de la revitalización se elaboran fórmulas de tejidos aislados (huesos, músculos, placenta, etc.) o combinación de ellos para estimular las defensas. De esta manera se dispone una amplia gama de materia prima para elaborar el tratamiento indicado.

Las peptonas son  partículas muy pequeñas obtenidas a partir de tejidos sanos y vitales, procesados mediantes estrictas medidas medidas de bioseguridad. En la actualidad los tratamientos con peptonas, son los que se utilizan con mayor frecuencia en Suiza, Alemania y demás países líderes en medicina preventiva.

Enfermedades patológicas que se pueden tratar

Todas las patologías y disfunciones de organismos sanos, que ven afectada su vitalidad por el curso natural del tiempo, mala alimentación, tabaquismo, stress, polución ambiental y otros factores: patologías gastrointestinales, osteoporosis, colon irritable, diabetes, psoriasis, distress, trastornos del sueño, disfunciones sexuales, agotamiento físico y psicointelectual, revitalización en general, perimenopausia, entrenamiento físico, entre otras. Hay patologías curables y, en otros casos, se optimizan las funciones celulares y el equilibrio de los sistemas, actuando como un excelente complemento de las terapias alópatas.

El Centro Médico de la Posada del Qenti hemos decidido incorporar la teria con peptonas en todos los plane de salud durante la estadía del huésped. La selección de las terapias y técnicas que se aplican son fruto de profundas investigaciones, respaldadas con el uso de aparatología de última generación; para prevenir y mejorar cualquier defunción antes de que ésta comience a evidenciarse.

«Ser conscientes que cuidar nuestros hábitos, corregir los factores de riesgo y el agregado de la revitalización biológica, no solo nos dará una buena calidad de vida, sino también restaurará nuestro organismo y retardará los signos de envejecimiento.» Cuidar de la salud es el principal objetivo de nuestra Posada, por ello trabajamos día a día para mejorar la calidad de vida de nuestros huépedes.

Renovados planes de Salud en La Posada

Renovados planes de Salud en La Posada

Vivimos en un país en el cual 7 de cada 10 argentinos padecen de sobrepeso u obesidad y 1 de cada 4 de trastornos relacionados con el estrés; 9 millones de argentinos son fumadores y más del 40% hace actividad física insuficiente. Este panorama evidencia un desajuste importante en los hábitos de los argentinos, en el día a día, que no hace más que afectar la salud, reducir la calidad de vida y aumentar las probabilidades de enfermedades graves relacionadas con los mencionados factores de riesgo.

Miles de dietas y pastillas prometen solución a esta problemática, sin embargo, no hacen más que complicar el panorama ya que no existe una pócima mágica que nos devuelva un mejor estado de salud, con solo tomar un comprimido o hacer una dieta novedosa. La solución real es el cambio de hábitos, abarcando la alimentación, la actividad física, el control del estrés y la reducción de fármacos innecesarios. Pero claro, esto lleva mucha dedicación, tiempo y fuerza de voluntad.

Es por ello que La Posada del Qenti ha desarrollado diferentes planes de salud que (a partir de 7 días) logran hacer el “clic” en cada persona y mejorar radicalmente su estilo de vida, haciendo hincapié en el cambio de hábitos. Al llegar a la posada, un equipo de médicos, nutricionistas, psicólogos y entrenadores físicos, evalúan el estado integral de cada huésped y a partir de allí se desarrolla un plan que incluye alimentación orgánica y natural según las instrucciones de la nutricionista, actividad física con personal trainer, masajes orientados a alcanzar el bienestar, talleres médicos para aprender sobre la salud, actividades recreativas (yoga, chi kun, meditación, etc). Todo ello supervisado y acompañado por un gran equipo de profesionales que siguen minuto a minuto la evolución de cada huésped, ya que La Posada del Qenti está certificada por normas internacionales de calidad y los resultados de los tratamientos son probados científicamente.

Recientemente se han sumado dos innovaciones importantísimas. El primero es un escáner corporal 3D que permite obtener un diagnóstico preciso y digital, pudiendo así optimizar el resultado y mostrar gráficamente la evolución y la mejora física a cada huésped. Este equipo es uno de los pocos que hay en Argentina y se trata de una tecnología de avanzada a nivel internacional. La segunda innovación es la incorporación al tratamiento de extractos proteicos que mejoran y elevan la calidad biológica, aumentando la vitalidad y logrando así una longevidad saludable.

En medio de las Sierras de Córdoba, rodeada de naturaleza e inmersa en una Reserva Ecológica Privada de 300 hectáreas, este paraíso nos invita a mejorar el bienestar a través de una experiencia placentera en un lugar maravilloso, con calidad certificada y la calidez asombrosa de un equipo de profesionales que hace más de 20 años se dedican a mejorar la salud de las personas.

Lográ el efecto que querés, viví una vida sana ¡cada día cuenta!

Lográ el efecto que querés, viví una vida sana ¡cada día cuenta!

Mientras hacemos el esfuerzo por cambiar nuestros hábitos muchas veces comemos de más y pensamos que arruinamos todo lo que veníamos haciendo para cuidarnos o si no pudimos hacer actividad física durante la semana ya no volvemos al gimnasio. ¿Cómo podemos manejar la fustración de «haber fallado»?

Quiero contarte que todo lo que hagamos de manera repetida traerá una consecuencia, positiva o negativa ya sea si nos alimentamos muchas veces mal, si tomamos muchas veces seguidas alcohol,
si vamos frecuentemente al gimnasio o si por años no nos ejercitamos, si fumamos mucho o si fumamos cada tanto, si descansamos correctamente o si nunca descansamos….y así miles de ejemplos porque lo que vale es la cantidad de veces que lo hagas…ahí estará «el efecto».

No tanto en la intensidad sino principalmente en la repetición. Si un día comiste desprolijo eso no te hace una persona con sobrepeso, si un día fuiste prolijo eso no te hace una persona saludable. Si un día no te ejercitaste eso no hace que seas sedentario o si un día haces 3 horas de gimnasia eso no te transforma en activo.

No sientas que arruinaste todo por 1 día, preocúpate por los 364 días restantes que tiene el año. Si vas al gimnasio 1 día no habrá «el efecto deseado» pero si vas varios si, y así con todo lo que te propongas! No sos una persona amable y educada por sólo saludar correctamente una vez…lo sos si haces de eso un habito y si forma parte de vos. Entonces tenemos que aprender a sostener y a ejercitar la constancia luego practicar y practicar, en la práctica salen los mejores jugadores.

En invierno nos cuesta un poco más, estamos más guardados, el frio invita a comer más calórico y eso no esta mal, solo hay que aprender a “medir la intensidad en los excesos”, una cena no es la última de tu vida…no hace falta ir con todo. Las juntadas y la vida social activa hace que permanentemente estemos rodeados de comida. Si voy te llevo el postre, si venís trae tal cosa y así! Si sos de los que gana peso en invierno y empieza a desesperarse en primavera, intenta estos meses jugar mas con la moderación, no hace falta comerse todo en invierno y morir de hambre en primavera, no castigues de esa manera a tu cuerpo.

Aprendamos a negociar, a elegir mejor y a cocinar mas en casa, cocinar es un acto de amor. Las sopas caseras son aliadas, los guisitos magros son buena opción para comer calentito, las carnes y vegetales al horno en paquetitos individuales es divertido, las brochettes, lasagna de vegetales, hay muchas opciones ricas y saludables sin caer en el típico delivery de pizza.

Buscamos sentirnos mejor y mejorar nuestra calidad de vida entonces hagamos de esto una práctica diaria, recordemos siempre que somos lo que hacemos de manera repetida. A veces nos olvidamos de las cosas que nos hacen felices sólo por conseguir aquellas que temporalmente nos hacen sentir bien.

Verónica Segreto exclusivo para La Posada del Qenti

Coach Saludable

veronicasegreto.com.ar

¿Cuál es la mejor forma de tratar la obesidad?

¿Cuál es la mejor forma de tratar la obesidad?

La obesidad es una de las enfermedades crónicas mas desafiantes en su abordaje entre otras cosas por su etiología multicausal. Tiene profundas consecuencias para la salud de la persona, la vida de los individuos y para los sistemas de salud.

Evidencias actuales indican que el antiguo abordaje de la obesidad centrado en el peso, no solo es ineficaz en generar cuerpos más delgados y más saludables, sino que también puede favorecer repetidos ciclos de pérdida y ganancia de peso, reducir la autoestima, favorecer conductas alimentarias alteradas, favorecer la estigmatización y la discriminación por el peso y prestar poca atención a otros parámetros y determinantes de la
salud.

Esta comprobado que las dietas no son eficaces en el tratamiento de la obesidad, los beneficios son demasiados pequeños y el daño potencial es demasiado grande, por lo que se recomienda buscar tratamientos más seguros y efectivos para un abordaje mucho más efectivo.

Apoyando esta línea multicausal de la obesidad y desde un paradigma alimentario no restrictivo hay que plantear un tratamiento interdisciplinario, para trascender hacia la transdisciplina, de la obesidad. Favoreciendo un verdadero proceso de reconocimiento de las personas como totalidades que son, la toma de conciencia y responsabilidad de lo que hacen y de cómo lo hacen, de su enfermedad, valiéndonos además de la transferencia de conocimientos que contribuyen a mejorar los comportamientos alimentarios y los cambios en función de su salud, en el contexto en que estos comportamientos ocurren.

Este tratamiento es experiencial y de autodescubrimiento, desarrolla conceptos teóricos – prácticos, utilizando técnicas psicológicas integrativas, dirigidas a incorporar y transformar conductas y actitudes en relación con la comida, con el cuerpo, con uno mismo, para recuperar el bienestar y el peso sano.

Hay que buscar promover en la persona con obesidad conductas beneficiosas en pos de su salud, las que se obtienen como consecuencia de un profundo trabajo de autoconocimiento, de aceptación, de valoración del propio estado, desarrollando una adecuada autoestima, a partir de los recursos disponibles y de las posibilidades reales de las personas. Hay que ampliar la conciencia, es necesario para abordar el problema de la obesidad desde el lugar que lo causa, reaprendiendo a disfrutar de la comida, sin abusar de ella.

Dra. Gabriela Tórtolo – MP. 24052

Especialista en obesidad y síndrome metabólico

La Posada del Qenti

El hambre cerebral ¿cómo afecta a tu salud?

El hambre cerebral ¿cómo afecta a tu salud?

Las señales que indican a nuestro cuerpo que tenemos hambre en su mayoría emergen del cerebro y desde ahí se activan respuestas, que mediadas por hormonas, que se traducen en algo tan visible como la sensación de hambre.

¿Cuándo se emiten las señales del hambre? Cuando estamos ansiosos, contentos, cansados, deprimidos, tristes, nerviosos, felices, si estamos con mucho trabajo atrasado o aún tenemos muchas responsabilidades por cumplir, si tenemos frio, calor y así podríamos seguir enumerando situaciones hasta el hartazgo, lo importante es saber  que ante un estímulo emocional se van a disparar factores neuroendocrinos encargados de regular la ingestión y el balance energético, entonces la homeostasis energética del organismo que permite establecer una estabilización del peso corporal y de la masa grasa a través de una red compleja de sistemas fisiológicos que regulan el aporte, el gasto y el almacenamiento en las reservas energéticas se va a alterar y aparecerá el hambre.

¿Qué sucede cuando el hambre proviene de una situación mental o emocional? Se altera el mecanismo que señaliza el nivel de reservas energéticas y manda una señal «engañosa» que se puede transmitir a los centros reguladores del organismo alterándolos. De este modo los lugares de control del sistema nervioso central y en particular el Hipotálamo, deben poder recibir e integrar el mensaje sobre el estado del depósito energético pero lo recibe modificado, como si nos estuviéramos «muriendo de hambre».

Por lo tanto el mecanismo que modula las señales periféricas y los centros nerviosos para intervenir en la regulación de los dos componentes del balance energético y el gasto de energía esta alterado y comemos de mas o mal y dejamos de realizar actividades físicas para evitar el gasto de energía.

Dra. Gabriela Tórtolo – MP. 24052

Especialista en obesidad y síndrome metabólico

La Posada del Qenti