Es la aplicación del ozono al organismo humano, healing con técnicas especiales y fines terapéuticos.

Es una medicina natural, cure  compatible con otros tratamientos y no presenta efectos colaterales indeseables.

Actua en el organismo humano de diferentes maneras:

  • Antioxidante: elimina los radicales libres peligrosos del organismo y retarda los procesos de envejecimiento celular.
  • Regenerador: promueve la regeneración de diferentes tejidos, por ello es de gran utilidad en medicina estética, en cicatrización de heridas, en trastornos de las articulaciones etc.
  • Antiálgico y anti-inflamatorio: se utiliza en todo tipo de procesos dolorosos.
  • Inmunoestimulador: eleva las defensas naturales del organismo.
  • Oxigenante y revitalizante: aumenta la capacidad de la sangre para absorber y transportar oxigeno, mejorando la circulación y las funciones en general.

Algunas enfermedades en las que se utiliza el ozono:

  • Reumáticas: artritis, artrosis, fibromialgias, etc.
  • Vasculares: varices, úlceras varicosas
  • Infecciosas: parasitarias (tenias), bacterianas (osteomielitis), virales (herpes), micóticas (infecciones vaginales), etc.
  • Gastrointestinales: colon irritable, gastritis, etc
  • Traumatológicas: hernia de disco, tendinitis, desgarros musculares, dolores agudos y crónicos en general.
  • Neurológicas: cefaleas crónicas.
  • ORL: mareos, acufenos, etc.
  • Estéticas: celulitis, adiposidades localizadas, etc.

La ozonoterapia tiene posibilidades ilimitadas, pero muchas veces se le rodea de silencio por el solo hecho de que cura sin medicación.

 

Pin It on Pinterest