El índice glucémico (ig)  es un valor asignado a los alimentos sobre la base de sus efectos en los niveles postprandiales de glucemia, prescription en otras palabras el ig valora en qué medida los alimentos que contienen carbohidratos elevan la glucosa en sangre.

Los alimentos que se utilizan para comparar son la glucosa y el pan blanco, ya que estos elevan rápidamente y en niveles altos la glucosa en sangre. Alimentos ricos en carbohidratos, que se digieren rápidamente y liberan deprisa la glucosa al torrente sanguíneo tienen un ig alto, en cambio los que se digieren poco a poco liberando glucosa al torrente sanguíneo lentamente tienen un ig bajo.

Son varios los factores que influyen en el ig, algunos de ellos son;

  • Contenido de fibra: Como regla general ( aunque no siempre ) la fibra tiende a enlentecer la digestión, es por eso que se recomienda consumir fibra en todas las comidas, en desayuno y merienda se puede incorporar a través de cereales integrales y en almuerzo y cena acompañando siempre la proteína o el carbohidrato con verdura.
  • Preparación: El tiempo en que han sido cocinado los alimentos también influye en el ig, por ejemplo los fideos al dente tienen un ig más bajo que los fideos mas cocidos, al igual que la papa al horno con cáscara en comparación con el puré de papas en el cual el ig es mucho más alto.
  • Madurez y tiempo de almacenado: en el caso de las frutas mientras más maduras más alto es su ig. También se debe tener en cuenta la elaboración, los jugos de frutas se digieren más rápido que si se come la fruta entera, lo que hace que su ig sea más alto.

Otros factores a tener en cuenta y no menos importantes son; la variedad del alimento, la presencia o no de otros nutrientes y la combinación con otros alimentos, un ejemplo de esto último es la unión en una misma comida de un alimento con ig bajo con otro de ig alto lo que contribuye a balancear el efecto en el nivel de glucosa en sangre.

Cabe señalar que no solo la cantidad sino el tipo de carbohidratos tienen un efecto en el nivel de glucosa en sangre, por lo cual el control de la porción sigue siendo un elemento principal a tener en cuenta.

Conocer y utilizar el ig y los factores que en el influyen es un buen recurso para mejorar el control de glucosa en sangre, sin dejar de destacar que no existe un plan de alimentación único, que funcione en todos los diabéticos por igual, lo ideal es que este plan se adapte a los hábitos y estilo de vida de la persona; teniendo en cuenta que los pilares fundamentales del tratamiento de esta patología son el ejercicio físico, una alimentación equilibrada, adecuada y la medicación indicada.

Lic. María Soledad Del Boca
M.P. 1998
Especialista en obesidad

Área de Nutrición – La Posada del Qenti

Pin It on Pinterest